Juan Michá, actual seleccionador de la Selección Nacional lleva nueve meses sin cobrar o dicho de otra forma desde que firmó su contrato como técnico de la selección nacional no ha percibido ni un franco. Así lo asegura el entorno del técnico nacional.

Michá firmó su contrato de un año como Seleccionador Nacional el pasado 23 de marzo, después de 5 meses ejerciendo como Seleccionador interino. Durante este tiempo ha realizado una de las hazañas históricas que se recuerdan en nuestro fútbol nacional al lograr clasificar por vez primera por medio de las eliminatorias al Nzalang Nacional para una Copa de África de Naciones (CAN)

Michá asumió las riendas de la Selección nacional en condición de ‘entrenador interino’ después de la marcha del técnico francés Sébastien Migné. Junto a su adjunto, Casto Nopo, trazaron como objetivo ‘clasificar al Nzalang Nacional para la CAN Camerún 2022’ y lo lograron de forma brillante.

La aventura de esta dupla conocida como ‘la de la ilusión’ comenzó en las tierras de los faraones, en el feudo del mítico club, Al Haly de Egipto donde Michá y los suyos se estrenaron el 11 de noviembre del 2020 con una victoria (2-3) ante la Selección de Libia en un partido de las eliminatorias para la CAN Camerún 2022. El 16 del mismo mes, la Selección de Michá volvió a ganar por una mínima a Libia en el partido de vuelta en casa, y así la Selección consiguió los 6 puntos que le valieron colocarse como segunda en el grupo J liderada por la Selección de Túnez. Un puesto en el que permaneció hasta la última jornada.

La máxima alegría de Juan Michá al frente del Nzalang Nacional llegó el 25 de marzo. La Selección Nzalang Nacional de Guinea Ecuatorial venció en el Nuevo Estadio de Malabo por 1-0 a la selección de Tanzania. El tanto marcado por el Capitán Emilio Nsue supuso el billete para el cuadro de Michá para calsificarse con 9 puntos y con méritos propios a una copa de África. Las otras dos veces que el Nzalang disputó una fase final de la CAN fue en los años 2012 y 2015, en calidad de País anfitrión.

Fruto de esta cadena de victorias y la historia hecha en menos de seis meses como entrenador interino de la Selección, Venancio Tomás Ndong Michá aprovechó los escasos días que estuvo al frente de la FEGUIFUT como Presidente en funciones después de la hipotética dimisión del que era entonces titular de la casa del fútbol nacional, Gustavo Ndong Edú. La rúbrica del acuerdo entre el técnico y la institución se produjo en la tarde del 23 de mazo del 2021. El convenio fue de un año.

Según afirma nuestra fuente “Michá no ha cobrado ningún céntimo de este contrato. Lo único que le dieron en su momento fue sólo prima por haber ganado un partido”, esclarece.

Igualmente, considera que la situación del actual entrenador del Nzalang “es un atropello contra su derecho, no debería ser tratado de esta manera…¿y si fuese un técnico eurorpeo?”, cuestiona.

Hasta el momento el propio Juan Michá se mantiene en silencio  y “prefiere no hablar hasta ahora, para evitar malas interpretaciones. Es un hombre que ama a su profesión y a su patria, sí que es cierto que está bastante molesto”, asegura la fuente.

El entorno del técnico confiesa que Michá está esperando que la actual junta ejecutiva de la Federación Ecuatoguineana de Fútbol y el Ministerio de Educación, Enseñanza Universitaria y Deportes solucionen cuanto antes esta situación.