Este 3 de marzo, en la capital de la República de Congo, Brazzaville, se ha llevado a cabo la firma de un Acuerdo de financiación por un valor de 50 millones de euros (unos 32 800 millones de XAF) entre el Banco de Desarrollo de los Estados del África Central (BDEAC) en tanto que receptor de la financiación y el Banco Europeo de Inversiones (BEI) como financiador.

En la ceremonia de firma, el BDEAC estaba representado por su Presidente, Fortunato Ofa MBO NCHAMA y de parte del BEI estaba Nikolaos Milantis, Jefe de la representación regional de esta institución europea. Este acto se ha desarrollado en la Presidencia del Gobierno congolés, en presencia del Primer Ministro de este País, Clément Mouamba y otros miembros de su Gobierno, así como el Vicepresidente del BEI, entre otras altas personalidades.

El objetivo de esta financiación, según la nota de prensa publicada por el BDEAC es para “apoyar a los actores del sector privado, cuyas actividades contribuyan a la diversificación de la economía subregional y al desarrollo del sector social con el propósito de reforzar la resiliencia de los países frente a la actual pandemia de la COVID-19”

No es la primera vez que el BEI, cuya misión es “conceder financiación para proyectos que contribuyan a lograr los objetivos de la Unión Europea, tanto dentro como fuera de ella”, otorga una línea de financiación al BDEAC. Esta novena vez demuestra “la confianza” de la institución europea hacia el BDEAC y pone de relieve la materialización de “una credibilidad reencontrada del BDEAC en los inversores y socios internacionales”.

Por su parte, el Presidente del BDEAC, el ecuatoguineano Fortunato Ofa MBO NCHAMA, tras la firma del Acuerdo, ha indicado que la financiación permitirá que se establezca en la región de África Central “un sector privado competitivo”.