El Presidente de la República de Guinea Ecuatorial, Obiang Nguema Mbasogo, ha mandado en los medios de comunicación un comunicado sobre las explosiones de Bata, ocurridas en horas postreras al mediodía de este día 7 de marzo y que han creado pánico y tristeza a los habitantes de Bata, en particular y a todo el país, en general. El comunicado ha sido leído durante el telediario de las 21:00 horas de la televisión nacional.

En el comunicado, el Presidente exponía que estas explosiones han sido ocasionadas “por la negligencia y descuido de la unidad encargada del cuidado y protección de los depósitos de dinamitas y explosivos anexos al de las municiones del cuartel militar de Nkoantoma”, los cuales cogieron fuego, “llegando a explotarse los depósitos de dinamitas explosivos y sucesivamente las municiones”.

Además, Obiang Nguema Mbasogo, ha informado que en cuanto a la cifra de heridos y fallecidos “por de momento 15 muertos y mas de 500 heridos de distinta consideración”.

El comunicado íntegro se reproduce a continuación:

“Para el conocimiento del Pueblo de Guinea Ecuatorial y de la opinión pública internacional deseo informar que sobre las 16 horas de esta tarde día 7 de marzo, la ciudad de Bata ha sido victima de un accidente ocasionado por la negligencia y descuido de la unidad encargada del cuidado y protección de los depósitos de dinamitas y explosivos anexos al de las municiones del cuartel militar de Nkoantoma, los cuales cogieron fuego de la quema de las fincas en sus cercanías por los vecinos llegando a explotarse los depósitos de Dinamitas explosivos y sucesivamente las municiones.

Las ondas expansivas de las explosiones ocasionaron grandes destrozos en casi todos los edificios y viviendas de la ciudad de Bata causando por de momento 15 muertos y mas de 500 heridos de distinta consideración.

En consecuencia, he instruido a las instancias competentes emprender las investigaciones necesarias para el total esclarecimiento de lo ocurrido y la depuración de las responsabilidades que hubiere lugar, así como la cuantificación de los daños y perjuicios ocasionados.

Hago un llamamiento a la población para que mantenga la calma y tranquilidad y hagan caso omiso de los bulos, comentarios e informaciones negativas que sobre este suceso circulan por las redes sociales.

Considerando la magnitud de daños ocasionados todavía provisionales a las infraestructuras oficiales y de los privados cuya reparación implicara cuantiosos recursos económicos, lanzo un llamamiento a la comunidad internacional y a los bienhechores nacionales para que brinden su apoyo a Guinea Ecuatorial en estos difíciles momentos que coinciden con la crisis económica derivada de la caída de los precios de petróleo y de la pandemia de la Covid-19″.

Por tal motivo, expreso mi mas profundo pésame y consternación a las familias que han perdido a sus seres queridos y sufrido perdidas materiales, a las que traslado igualmente  mi total apoyo y solidaridad, al tiempo que deseo una pronta recuperación a los heridos.