El Juicio del caso de desvío de efectos timbrados y de valor en la Tesorería General del Estado, destapado el pasado 15 de Julio de 2020, ha vuelto a tener cita ayer este miércoles día 18 de febrero donde la fiscalía y la abogacía del Estado han pedido la absolución de estos cuatro procesados: Filoteo Edjang Ndong, Juan Nve Esono e Ismael Efua Mbana Makina.

La fiscalía ha considerado a la procesada Leocadia Anguesomo Ndong como la promotora de todo lo delictivo descubierto en la Tesorería General del Estado desde su ascenso como cajera general, pidiendo para ella 14 años y 4 meses de prisión por el delito de malversación de caudales públicos, y la pena de 7 años de prisión y una multa de 200 millones por el delito de blanqueo de capitales.

Y para Ismael Diomonde, súbdito costamarfileño, a quien piden la pena de 6 años de prisión por el delito de encubrimiento con ánimo de lucro y receptación con una multa de 150.000 XAF, así como la pena de 5 años de prisión por el blanqueo de capitales y una multa de 50.000 XAF en su colaboración a la justicia, la fiscalía pide que le apliquen la atenuante novena del artículo 9 del código penal.

El procesado Silvano Ondo Edjang, que era Jefe de la caja chica de valores hasta los hechos el momento que ocurren los hechos, la fiscalía pide para él una pena de 10 años de prisión con inhabilitación absoluta y una multa de 100.000 XAF, manifestando la fiscalía que durante la investigación, la policía incautó en su vivienda una cantidad de 2.719.000 XAF en efectos de valor, por lo que, califican su actuación de constitutivo del delito de malversación de caudales públicos en la categoría de autor.

El procesado Acacio Mba Nzang, comisario adjunto de informaciones generales, la fiscalía en su informe final solicita para él, la pena de seis años de prisión menor con una multa de 100.000 XAF, y manifestó en su declaración anterior se hizo con un bolso de efectos timbrados con un valor de 140 millones XAF en las manos de Ismael Diomonde porque este le debía 35 millones, y en la vista oral dijo que la retención del bolso era por causa de una investigación que estaba llevando en secreto, en tanto que comisario adjunto de informaciones generales.

Juan José Nzeng Obiang, la fiscalía pide para él la pena de 1 año y 4 meses de prisión y una multa de 50.000 XAF. La fiscalía considera que igual como Acacio Mba, era conocedor, gestor y participe activo del negocio que dirigía su amigo, el costamarfileño, Ismael Diomonde, y recibió de este la cantidad de 8 millones en efectos timbrados con el fin de buscar a alguien para su venta y repartir los beneficios entre si.

El procesado Juan Noel Monsuy, sargento de las fuerzas armadas también tendrá que cumplir una condena de 1 año y 4 meses de prisión y una multa de 50.000XAF si así lo aprueba el juez en su dictamen, por el delito de encubrimiento con ánimo de lucro. Se le acusa por recibir de su amigo Diomonde en varias ocasiones los efectos de valor para su venta, e involucró a su primo Buenaventura Monsuy para buscar a alguien para la venta haciéndole una entrega de cinco millones en efectos de valor. Según la fiscalía, la policía incautó en la casa de Juan Noel la cantidad de 9.780 piezas de pólizas en valor de 500XAF por cada una.

Para Valeriano Ava Oyana Abogo, Brigada de las Fuerzas Terrestres, la fiscalía pide para él la pena de 1 año y 4 meses de prisión menor en su grado mínimo y una multa de 50.000 XAF, 5 años de prisión y una multa de 5 millones por el delito de blanqueo de capitales.

Valeriano recibió efectos de valor en las manos de Diomonde como garantía de la devolución de una supuesta deuda de dinero que le había prestado, y como sub oficial no pudo investigar su origen en las manos de un extranjero, y gestionó posteriormente el traslado de los efectos interceptados en la ciudad de Mongomo, la fiscalía determina que su objetivo fue ganar su parte de dinero una vez vender los efectos, dejando por un lado su responsabilidad como sub oficial de las fuerzas de seguridad nacional. Y es acusado por llevar a cabo la gestión de préstamo de dinero de manera ilegal en el País.

Dolores Okomo Edjang, ex vendedora de la tesorería, la fiscalía pide para ella la pena de 1 año y 4 meses de prisión menor por encubrimiento con ánimo de lucro con una multa de 50.000 XAF y 5 años de prisión con una multa de 7 millones XAF por el delito de blanqueo de capitales. 

según la fiscalía, la procesada recibió efectos con un valor de 2 millones XAF, logrando vender 1.150.000, y fue la única persona que se benefició de la venta, haciéndose con todo lo que logró vender.

A la espera del juicio para la sentencia.