La recomendación surge “con base en la solicitud y en el hecho de que ya soy miembro de la CPLP (Comunidad de Países de Lengua Portuguesa)”, explicó José Augusto Duarte a los periodistas, al margen de la XVI Reunión Ordinaria de la Secretaría Permanente. del Foro de Cooperación Económica y Comercial entre China y los Países de Lengua Portuguesa (Forum Macao) celebrado ayer martes.

La decisión quedará ahora en manos de los ministros de los países de habla portuguesa y se tomará en la Conferencia Ministerial que tendrá lugar en la última semana de octubre, “una reunión virtual, con los ministros en las respectivas capitales y los embajadores que están en China aquí en Macao ”, detalló.

En cuanto al tema de los derechos humanos en el país africano ahora recomendado a esta organización, el embajador portugués en China dijo que este tema no fue discutido porque no era el contexto, a pesar de ser un “tema pertinente”.

“Pero desde que eres miembro de la CPLP, no hay contexto para crear aquí un contexto que no existe en la CPLP”, enfatizó.

Esta recomendación hecha y aprobada por los miembros de esta organización para la cooperación económica y comercial entre China y los países de habla portuguesa se produce pocos días después de la XIII Conferencia de Jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad de Países de Lengua Portuguesa que tuvo lugar en Angola tuvo lugar el 17 de julio.

En relación a Guinea Ecuatorial, que se incorporó en 2014 y se comprometió con la abolición de la pena de muerte, los países insistieron una vez más en cumplir este compromiso.

Además del fin de la pena de muerte, el presidente portugués, Marcelo Rebelo de Sousa, se refirió a “el estado de derecho, la democracia, los derechos humanos, los valores y principios fundamentales”.

Sobre este tema, el primer ministro portugués, António Costa, refirió que se trata de “un problema que nadie ignora” y recordó que Guinea Ecuatorial tiene la obligación de cumplir con los compromisos asumidos. Si no lo hace, “no puede ser parte” de la comunidad, advirtió.

Por otro lado, durante la reunión el diplomático ecuatoguineano Camilo Afana, de la embajada de Guinea Ecuatorial en Beijing, dijo que su país está ansioso por unirse al Foro Macao.

Guinea Ecuatorial está cumpliendo todas las condiciones que se han propuesto para permitir que el país se adhiera a la organización. No podemos hablar más de la pena de muerte porque ha sido abolida en Guinea Ecuatorial

Dijo el diplomático.



Y en la declaración final de la XIII Cumbre de la CPLP, los Jefes de Estado y de Gobierno “alentaron a las autoridades ecuatoguineanas a emprender acciones encaminadas a la plena integración en la comunidad”.

Entre estas acciones se encuentran “la abolición de la pena de muerte, la integración de la lengua portuguesa en el sistema nacional de educación pública, la preservación del patrimonio cultural, el aumento de la cooperación económica y empresarial con los demás Estados miembros de la CPLP, la promoción de los derechos humanos y el empoderamiento de la sociedad civil ”.

En declaraciones el viernes, al margen del Consejo de Ministros de la CPLP, el titular de la diplomacia en Guinea Ecuatorial, Simeón Oyono Esono Angue, dijo que “nunca se ha matado a nadie en mi país” reaccionando a las críticas de analistas y observadores de CPLP.

“Es un tema que no tiene debate, un proceso irreversible. El país se hizo cargo de este proceso y lo cumplirá sin problemas. Pero no hay pena de muerte en Guinea Ecuatorial, no se está matando ”, dijo el ministro.

En la declaración final, los Jefes de Estado y de Gobierno de la CPLP volvieron a manifestar su compromiso con el Programa de Apoyo a la Integración de Guinea Ecuatorial (2021-2022), que abarca áreas como la lengua portuguesa, el patrimonio histórico-cultural, el desarrollo económico. y derechos humanos, en particular a través del apoyo financiero para su implementación.

En cuanto a este Foro de Macao, China estableció la Región Administrativa Especial de Macao como plataforma para la cooperación económica y comercial con los países de habla portuguesa en 2003, año en que se creó la organización.

Este Foro tiene una secretaría permanente, se reúne a nivel ministerial cada tres años e incluye, además del secretario general y tres subsecretarios generales, ocho delegados de países de habla portuguesa, Angola, Brasil, Cabo Verde, Guinea-Bissau, Mozambique, Portugal, Santo Tomé y Príncipe y Timor Oriental.