El ministro de Justicia, símbolo de la represión judicial contra la oposición, conserva su puesto junto a otras figuras leales a Abdemadjid Tebboune.

El presidente de Argelia, Abdemadjid Tebboune, reorganizó su gobierno sin cambios importantes este domingo (21.02.2021) y disolvió el Parlamento, abriendo la vía a nuevas elecciones este año en vísperas del segundo aniversario del movimiento de protesta popular de Hirak.

Según una lista publicada por la Presidencia, el primer ministro, Abdelaziz Djerad, a pesar de ser criticado, permanece en su puesto.

El ministro de Justicia, Belkacem Zeghmati, símbolo de la represión judicial contra la oposición y los militantes de movimiento de protesta, conserva su cartera, como el ministro de Comunicación y portavoz del gobierno, Ammar Belhimer, que controla los medios.

Abdemadjid Tebboune había disuelto previamente la Asamblea Popular Nacional (APN), la cámara baja del Parlamento, abriendo el camino a elecciones legislativas anticipadas en un plazo de seis meses.

Tebboune también decretó el jueves una gracia presidencial en favor de unos 60 presos de conciencia, un gesto de apaciguamiento dirigido al movimiento de protesta popular de Hirak. Desde entonces, casi 40 prisioneros han sido liberados.

El movimiento de protesta, suspendido desde marzo a causa de la crisis sanitaria, continúa exigiendo el desmantelamiento del sistema político instaurado desde la independencia, en 1962.