Se ha entregado a la policía, el conductor que atropelló en la mañana de ayer lunes 19 de julio a una madre e hija en el barrio Biyendem de la ciudad de Bata. El joven conducía un turismo y arrasó a la madre e hija en las inmediaciones de la sede de ENPIGE en Bata. Tras este impacto, la niña murió en el acto y su madre falleció horas después en el Centro Médico La Paz de Bata.

Según declaraciones del joven que conducía el vehículo asegura que se vio sorprendido por el impacto contra la madre e hija y desmiente que se haya fugado. Según afirma, no vio a las víctimas y sólo recuerda que se produjo un golpe fuerte contra su vehículo, lo que le hizo parar y salir a ver de qué se trataba. Cuando bajó del coche vio a las víctimas yaciendo en el suelo y gente que venía corriendo hacia donde estaba, lo que le hizo salir del lugar. De hecho, su primera opción fue la de buscar la Comisaría más cercana de la zona para entregarse de manera voluntaria ante la Policía y fue lo que hizo.

Pese a todo, la investigación sigue abierta y todavía quedan incógnitas que despejar en este accidente de circulación. Al parecer, el joven iba acompañado de un copiloto, por lo que su versión también servirá mucho a los investigadores para afirmar o despejar la hipótesis de que el exceso de velocidad fuera la causa fundamental de este incidente que ha acabado con las vidas de una mujer y su hija.