El Presidente de la República de Guinea Ecuatorial, Obiang Nguema Mbasogo, ha mantenido un encuentro este lunes, 12 de abril, en el Palacio del Pueblo de Malabo con el Arzobispo de la Archidiócesis de Malabo, Monseñor Juan Nsue Edjang Meye.

Se trata del primer encuentro que mantienen las dos Personalidades tras el siniestro del 7M. Además de conversar obviamente sobre esta catástrofe ocurrida en Bata, sobre la cual Juan Nsue Edjang Meyé ha expresado su consternación y la disposición de la Iglesia a trabajar con el Gobierno, también han intercambiado sobre el tema del estado actual de los trabajos de la restauración de la Catedral de Malabo , la cual sufrió un terrible incendio el mes de enero del pasado año 2020.  Esos trabajos de restauración están financiados por el Gobierno y siguen en curso, pero se espera que se finalicen según los plazos establecidos.

En otro momento de su audiencia, han hablado también del encuentro que el Vicepresidente de la República, Teodoro Nguema Obiang Mangué, mantuvo con el Papa Francisco, en El Vaticano, el pasado 9 de abril del año en curso, donde le entregó al Sumo Pontífice de la Iglesia Católica una carta enviada por el Presidente de la República para que visitara Guinea Ecuatorial.

El Monseñor Juan Nsue Edjang ha expresado al Presidente Obiang Nguema Mbasogo su satisfacción por esta iniciativa de invitar al País al Papa Francisco y ha indicado que será un momento importante para que venga a orar con sus hermanos en Cristo Jesús a fin de buscar solución divina sobre los sucesos que tenemos entre manos.

La última y única visita hasta ahora que un Papa ha efectuado en nuestro País fue el 18 de febrero de 1982 y en aquel entonces era Sumo Pontífice de la Iglesia Católica San Juan Pablo II.

Antes de finalizar la audiencia, Juan Nsue Edjang Meyé ha entregado al Presidente Obiang Nguema Mbasogo varios cuadros de gran valor simbólico para la Iglesia Católica.