Tanzania ha confirmado este miércoles la muerte del Presidente John Magufuli, que no había sido visto en público durante más de dos semanas. El anuncio lo hizo a través de la televisión estatal la Vicepresidenta del país, Samia Suluhu Hassan.

El mandatario, de 61 años, ha muerto en la tarde de este miércoles de una afección cardíaca en el hospital de Mzena en la ciudad de Dar es-Salam, en la costa este del continente africano.

Magufuli, que en 2015 se convirtió en el quinto Presidente de la República, era conocido por su escepticismo hacia la pandemia de la Covid-19. Desde el pasado 27 de febrero no había sido visto en público, lo que desató rumores sobre su supuesta infección con covid-19. Sin embargo, las autoridades del país han negado esta información.

Desde la semana pasada, la Policía de Tanzania ha arrestado a cuatro personas, supuestamente, por difundir rumores falsos sobre la enfermedad del líder político, informa Reuters.

Según la Constitución de Tanzania, la Vicepresidenta Hassan debería asumir la presidencia durante el resto del mandato de cinco años que Magufuli estrenó en 2020 tras ser reelegido. De esta forma, Hassan se convertirá en la primera mujer que preside la nación africana.

En cuanto a la gestión de la pandemia por el fallecido Presidente, según datos de la OMS, Tanzania dejó de proporcionar datos sobre el número de infectados y fallecidos en mayo del año pasado, momento en que contabilizaba 509 casos confirmados y 21 muertes por el covid-19.