Francisco Mbá Ondó Nkogo, Director General de Estadísticas Laborales y de Formación Profesional Ocupacional, perteneciente al Ministerio de Trabajo, Fomento de Empleo y Seguridad Social se ha sentado en la jornada de este lunes 30 de agosto con los Directores y representantes de los centros de formación profesional ocupacional de la Región Insular para tratar temas relacionados con la programación académica de cara al nuevo curso escolar 2021-2022.

Dentro de las nuevas innovaciones diseñadas por la Dirección General de Estadísticas Laborales y de Formación Profesional está el hecho de que “todos los centros de formación ocupacional tendrán a partir del nuevo curso académico un único sistema curricular”. En este sentido, se les ha hecho entrega de los manuales armonizados en relación a este único sistema a los directores y representantes de los Centros dedicados a la formación ocupacional.

Con lo cual, tanto la duración del curso, los temarios y las materias a impartir deben ser “uniformes en todos los centros ocupacionales en toda la geografía nacional”.

Otras de las innovaciones a destacar en esta programación es el tema del coste a abonar por todos los interesados en abrir un nuevo Centro Profesional.

Según ha explicado Francisco Mbá Ondó a los reunidos, “a diferencia de los años pasados, a partir de este nuevo curso escolar, para obtener la autorización firmado por el Ministro de Trabajo, Fomento de Empleo y Seguridad Social, los interesados en abrir un Centro de Formación Profesional Ocupacional han de ingresar una cantidad de 50.000 XAF al fisco en lugar de los 100.000 que se venían exigiendo”.

En relación a la renovación de las autorizaciones, la cuantía se ha mantenido en 25.000 XAF anualmente, tanto para los centros privados como los públicos. Igualmente, este importe ha de ser ingresado en las arcas del Estado y según ha puntualizado el director general “hemos abolido totalmente el pago a mano, la dirección tiene un techo de ingresos a ingresar en cada ejercicio”.

Algunos representantes y directores de los Centros de Formación Profesional Ocupacional de la Región Insular han pedido al Gobierno , a través del la dirección general de formación profesional ocupacional, que se les asigne una subvención para mejorar sus servicios.